volver arriba

¡Me encanta ser mujer! Sobre todo esos días que te duele todo, que te sientes hinchada y solo te apetece tirarte al sofá y comer lo primero que pilles de la nevera. (Si no es sano, mejor). Hablemos de la regla. Sin tapujos ni vergüenza. Lo siento caballero, este post no es para usted. Es para todas las mujeres que quieran mejorar esos días del mes en los que te sientes como un globo de helio, te duelen los riñones y el ibuprofeno te acompaña allá donde vayas. La copa menstrual ha llegado para quedarse, te contamos porqué.

En televisión se ve de otra forma

Los anuncios de la tele con mujeres estupendas, con piernas infinitas y sonrientes no nos representan. Yo por lo menos cuando tengo la regla no estoy para tirar cohetes. Los anuncios de compresas y tampones están tan lejos de la realidad que me da la risa. Desde luego, no tiene que ser fácil para el departamento de marketing hacer estos anuncios pero este no es el camino señores. No por ponerte un tapón vas a sentirte que flotas o vuelas, como aparece en algunos anuncios.

 

¿A qué huelen las nubes? ¿En serio? ¿No había otro eslogan posible? Pues no sé a que huelen las nubes pero sí sé a que huelen fluidos corporales que no querrías que saliesen de tu cuerpo. Mientras la sangre corre por las venas no hay problema, los inconvenientes vienen cuando sale de él… Por eso hoy en este post te vamos a presentar otra alternativa a los tampones y compresas del mercado.

La copa menstrual y sus posibilidades

La copa menstrual ha llegado para quedarse. Este instrumento fruto de la innovación puede convertirse en tu mejor aliado en esos días chungos del mes. Es una copita pequeña de silicona reutilizable que va recogiendo la sangre que se va desprendiendo del endometrio. A continuación te explico sus ventajas frente a tampones y compresas convencionales:

  • Comodidad
    A diferencia de tampones y compresas, la copa menstrual la puedes vaciar 2 veces al día y olvidarte de ella el resto del día. Todo depende de la cantidad de flujo que tengas. Puedes hacer deporte, bañarte en el mar o en la piscina tranquilamente. Olvídate de las fugas.
  • Es más saludable
    La copa menstrual está fabricada de silicona hipoalergénica, un material inerte que no interacciona con el cuerpo. En vez de absorber el flujo como el resto de productos, lo recoge. Al ser un material inerte no produce olores ni irritación ni sequedad. Los tampones suelen estar hechos de algodón, poliéster y rayón. Según sus fabricantes al purificar las fibras de algodón y rayón, se blanquean los tampones, y no al revés.
    Lo que está claro es que la copa menstrual no contiene ningún producto químico, ni perfume, ni blanqueador.
  • Sin látex
    Mujeres alérgicas al látex no os preocupéis. La silicona hipoalergénica de la que están hechas las copas menstruales no contiene nada de látex.
La copa menstrual es una solución acertada para esos días del mes.

La copa menstrual es una solución acertada para esos días del mes.

Copa menstrual higiénica y económica

  • Higiénico
    Las compresas son un caldo de cultivo en ebullición. La mezcla de fluidos corporales, la humedad propia de la zona y el recalentamiento producido por el plástico de su composición hace de este producto el sitio idóneo para la proliferación de hongos y bacterias.
    La copa menstrual solo recoge el flujo y no interacciona con él.
  • Económica
    ¿Cuánto dinero llevas gastado en compresas o tampones a lo largo de tu vida? Cientos de euros seguramente. Euros que se van a la basura sin mirar atrás. Sin embargo, la copa menstrual te puede durar de 2 a 10 años. Piensa en todo el dinero que puedes ahorrar y en qué cosas mejores puedes emplearlo. Viajes, ropa, libros, cuotas de la hipoteca… ¡Volverás a ser rica! (Nótese que lo de exagerar lo he copiado de los anuncios de tampones y compresas.)
  • Respeta el medio ambiente
    Como no existe un planeta B al que mudarnos cuando el nuestro acabe hecho polvo, tendremos que cuidar el que tenemos. La copa menstrual ayuda a disminuir los deshechos y contribuye a un mundo más limpio.

Y ahora vamos con la pregunta que más veces me han hecho en la farmacia sobre la copa menstrual.

¿Cómo me la quito y me la pongo? ¿Dónde lo hago?

Hemos llegado al momento más “escabroso” de este tema. Si eres de las que te mareas al ver sangre a chorros, puede que esta copa no sea para ti. Para introducir la copa en la vagina solo tienes que doblarla o enrollarla. Cuando ya esté dentro ella solita se desplegara y se posicionara en su lugar. Tranquila que no se mueve, está diseñada para permanecer rígida.

Momento salida: desde mi experiencia personal, el mejor momento para quitarte la copa y lavarla como es debido, es en la ducha.
Si te la quitas en el servicio, lávate bien las manos y ten a mano papel higiénico o un lavabo para lavarla. Una vez acabada la regla, es recomendable esterilizarla en agua hirviendo. Sécala bien y guárdala en su estuche correspondiente.

Disponible en nuestra farmacia

En la Farmacia Olimpiadas tenemos las copas menstruales de INTIMINA. Es la marca líder en copas menstruales. Disponen de varios modelos dependiendo de su flujo y de su anatomía. El último lanzamiento de INTIMINA es la copa menstrual Ziggy cup. Este tipo de copa tiene un diseño plano para que puedas disfrutar de relaciones sexuales mientras tienes la regla. También este hecha de silicona súper fina y posee un doble borde a prueba de fugas. Sí te he convencido con este post pásate por la farmacia para que te podamos recomendar el modelo que más apropiado para ti.

firma paloma sastrón

Deja tu comentario